" Y LA CARNE"

Jamones ibéricos de castañas y bellotas | Blog Gastronotas de Capel | EL PAÍS

No es un restaurante de lujo o una discoteca...el lugar del momento en Nueva York es una carnicería. Los fanáticos de la carne hacen reservas con un mes de antelación para aprender a cortar costillas y tocino, una moda que se instauró entre los sibaritas neoyorquinos. Incluso hay algunos como Sara, que renunció a su trabajo en Manhattan para dedicarse a la carnicería. Un informe de AFPTV.

Las delicias gastronómicas que no puedes perderte si viajas al Matarraña


Escribir comentario

Comentarios: 0